viernes, 26 de noviembre de 2010

Artículo: De Santa Marta al paraíso natural

Desde La Verdad publican este interesante artículo:

De Santa Marta al paraíso natural
Como uno de los destinos turísticos mas importantes de Colombia se describe a Santa Marta. Su cálido clima y gente servicial destacan en esta ciudad llena de patrimonios arquitectónicos, hermosos paisajes y un gran legado cultural. Santa Marta, en el departamento de Magdalena, está llena de sorpresas para el visitante.
Quien quiera pasar un día de compras por los pequeños y acogedores locales, se puede llevar grandes recuerdos de este rincón neogranadino. Su especialidad, por supuesto, son las cosas relacionadas con el Caribe, como llaveros llenos de arena, franelas alusivas y sombreros de paja.
Conocer Santa Marta es querer regresar, por sus playas, por su gente, por la cultura. Sin embargo, tiene un atractivo un poco escondido.
El parque natural Tayrona a 34 kilómetros del centro de Santa Marta, es un santuario de naturaleza. Con una extensión de 15 mil hectáreas, de las cuales tres mil son de litoral, este pedazo de tierra entre la sierra y el mar impresiona la vista. Se encuentran ecosistemas como el de manglar, los corales, praderas de algas, matorrales espinosos y bosques secos. En la franja marítima del parque se encuentran distribuidas más de 350 especies de algas mientras que la flora terrestre tiene más de 770 especies diferentes de plantas. Por tantos hábitats distintos, es rico en flora y fauna, así que si no es amigo de los insectos, llévese un repelente.
Tayrona fue proclamado como parque natural en 1969 por el alto valor biológico y arqueológico que posee, poblado por indígenas que dejan su marca en los rincones, viviendo del turismo y la pesca.
Recorridos naturales
Los senderos de piedra que llevan desde las diferentes playas hasta el Chairama, hoy conocido como Pueblito, son también recorridos por los turistas como una de sus principales atracciones. Tayrona es un buen escenario para el ecoturismo gracias a sus exóticas playas de oleaje que difiere de una a otra e incluso a sus áreas aptas para el buceo.
El Parque es ideal para quienes quieran un destino exótico y si se quieren quedar durante la noche, hay alojamiento en tradicionales hamacas o lugares de campamento.
En playa Blanca y Playa Cristal, a las cuales se llega en lancha, se encuentran aguas tranquilas para nadar, perfectas para hacer snorkeling y disfrutar de la gama de colores que muestran los peces y los arrecifes. En estas costas el protector solar es indispensable, al igual que buscar un lugar de sombra mientras pasa el tiempo en la arena.
Fusión de aguas
En el lado oeste del Tayrona, vía Riohacha, se encuentra la quebrada valencia, un pequeño río que desciende hasta encontrarse con el mar. Cuando las aguas se juntan se puede ver claramente cual es cual. En el lado del mar el agua es revuelta, mientras que en el río es calmada y se puede practicar kayaking.
En el Cabo de San Juan de Guía, a 90 minutos caminando desde la entrada principal, se puede vivir una experiencia entre la excitante selva tropical y las rocas.
Cómo llegar
Lo mejor para dirigirse a este parque, especialmente si está hospedándose en Santa Marta, es contratar algún tour. Los guías turísticos y empresas que prestan servicios de traslados y paquetes al Tayrona sobran en las playas, siempre atentos a los turistas. Si es un grupo o habla sobre sus necesidades le pueden modificar la tarifa. El recorrido es un poco turbulento en el autobús, pero vale la pena. Los precios oscilan entre los cuatro mil pesos para los niños y 21 mil para extranjeros, más el transporte.

Sacado del link: http://www.laverdad.com/detnotic.php?CodNotic=46253

No hay comentarios: